Ayer al subir a mi despacho, me encontré una grata sorpresa, la hija de mi mujer medio desnuda y...